Albóndigas a la jardinera

¿Habrá algo más socorrido que las albóndigas? En casa nos encantan, siempre tengo guardadas en el congelador, porque son perfectas para llevar al trabajo o cuando se te presenta alguien a comer sin avisar o cuando no tienes nada para comer al día siguiente y tampoco tienes tiempo, abres el congelador, y allí están esperándote… Y lo mejor es que hay tantísimas variedades que nunca te cansas: desde las clásicas albóndigas con tomate o hasta algunas más sofisticadas rellenas de queso o de salmón y langostinos.

Hoy las vamos a preparar estilo jardinera, es decir, con patatas, guisantes y zanahoria. Exquisitas, ya os lo digo. Y a los niños les van a encantar. Para que salgan bien bien os recomiendo que las terminéis en una cazuela al chup chup, para que así se integren todos los sabores de la salsa, las verduras y las propias albóndigas. ¡¡Deliciosas!!

Y ojo, si las vais a congelar, acordaos de retirar las patatas, que no congelan nada bien y os pueden estropear el plato cuando lo vayáis a sacar. Además para estos días en los que a lo mejor os encontráis de vacaciones con mucha familia en casa y os juntáis muchos a comer es una buena opción.

Albóndigas a la jardinera
Todo un clásico de ternera, pero esta vez con una presentación diferente: albóndigas a la jardinera. Perfectas como plato principal y estupendas como opción en nuestro congelador
Autor:
Cocina: Española
Tipo de receta: Carnes
Raciones: 6
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
Albóndigas:
  • 500 g de carne picada de ternera
  • 2 rebanadas de pan de molde
  • 25 g de leche
  • 1 huevo
  • Perejil picado
  • Aceite para freír
  • Harina para rebozar las albóndigas
Salsa jardinera:
  • 50 g aceite de oliva
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1 patata mediana
  • 1 zanahoria grande
  • 1 lata pequeña de guisantes ya cocidos
  • 4 cucharadas de tomate frito
  • 100 g de vino blanco
  • 400 g de caldo de carne
  • 1 hoja de laurel
  • Sal
Preparación
  1. En el vaso echamos el pan de molde, un buen chorro de leche, el huevo y batimos 10 segundos, velocidad progresiva 5-7.
  2. Añadimos la carne picada, la sal, el perejil picado y programamos otros 15 segundos, a velocidad 2 o hasta que todo esté integrado. Sacamos y reservamos.
  3. Formamos las albóndigas y las pasamos por harina.
  4. Las freímos en aceite caliente y reservamos.
Para la salsa:
  1. Echamos en el vaso 50 g del aceite de haber frito las albóndigas. Ahora ponemos en el vaso la cebolla cortada en trozos, los dientes de ajo y sofreímos 9 minutos, temperatura 120º y velocidad cuchara.
  2. Añadimos el vino blanco, el caldo de carne, el tomate, la hoja de laurel y una cucharadita de harina. Programamos 5 minutos, temperatura varoma y velocidad 4.
  3. Colocamos el cestillo dentro del vaso y dentro las albóndigas. Ponemos en el recipiente varoma la zanahoria en trozos, la patata en trozos no muy grandes y los guisantes.
  4. Programamos 20 minutos, temperatura varoma y velocidad 4.
  5. Colocamos las albóndigas en una olla o recipiente, y añadimos las patatas, las zanahorias y los guisantes. Agregamos la salsa. Si queréis podéis darle un hervor en la olla a todo el conjunto. O si lo preferís también podéis servirlo tal cual.
Notas
Se pueden congelar, pero sin la patata.
Información nutricional por ración
Calorías: 300

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Valora esta receta: