Caracolas de hojaldre con queso azul

Este año he descubierto estas caracolas de hojaldre con queso azul. Un aperitivo sencillo, rápido de preparar y donde las texturas y sabores se combinan a la perfección.

Para preparar este aperitivo podéis usar vuestro queso azul favorito. Yo he optado por Roquefort porque lo tenía en la nevera de otra receta pero podéis usar Gorgonzola o Cabrales.

Este aperitivo se preparara muy rápido. Y lo mejor de todo es que, si lo montas con tiempo, aguanta perfectamente un par de horas sin que pierda el toque crujiente del hojaldre.

Además la crema se puede hacer la víspera porque, bien cerrada, aguanta en la nevera un par de días. Así nos podemos organizar mejor y no dejarlo todo para el último momento.

Yo he decorado las caracolas de hojaldre con queso azul con manga pastelera y boquilla pero si no queréis decorarlas con manga porque no se os da bien, siempre podéis poner la crema en un cuenco y las caracolas alrededor para que cada comensal se sirva lo que quiera.

Caracolas de hojaldre con queso azul
Fantástica combinación de sabores y texturas en un mismo bocado.
Autor:
Tipo de receta: Aperitivos
Raciones: 20
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocinado: 
Tiempo total: 
Ingredientes
  • 1 lámina de hojaldre refrigerada
  • 50 g de azúcar
  • 75 g de queso azul
  • 50 g de queso de untar
  • 2 cucharadas de leche evaporada o nata líquida
Preparación
  1. Precalentamos el horno a 200º.
  2. En la mesa de trabajo, desenrollamos la masa de hojaldre y espolvoreamos la mitad del azúcar. Pasamos un rodillo para estirar la masa y para que el azúcar se quede pegado. Con cuidado le damos la vuelta de forma que la parte que tiene azúcar quede abajo. Espolvoreamos la superficie con azúcar y volvemos a pasar el rodillo.
  3. Enrollamos la masa de hojaldre y hacemos cortes de 1 cm de ancho. Colocamos las caracolas en la bandeja y, con el cubilete, las aplastamos ligeramente. Así conseguiremos que queden más compactas.
  4. Pincelamos el extremo exterior con un poco de agua para fijarlo a la caracola y que, al hornear, no se abra.
  5. Introducimos la bandeja en la parte baja del horno precalentado y horneamos durante 8 minutos. Retiramos y, con cuidado de no quemarnos, les damos las vuelta. Volvemos a introducir en el horno, a la misma altura, durante 5 minutos o hasta que la superficie tenga un bonito color.
  6. Sacamos la bandeja del horno y pasamos las caracolas a un rejilla para que se enfríen.
  7. Mientras tanto, ponemos la mariposa en las cuchillas. Ponemos el resto de los ingredientes en el vaso y mezclamos durante 20 segundos, velocidad 4. Comprobamos que se ha convertido en una crema, suave y sin grumos. De lo contrario podemos prolongar el proceso durante 10 segundos más.
  8. Pasamos la crema a una manga pastelera con boquilla rizada y, cuando las caracolas estén frías, decoramos cada una de ellas con una flor de queso.
  9. Colocamos las caracolas en una bandeja bonita y servimos.
Información nutricional por ración
Calorías: 60

Más información – Salsa roquefort para carne o pescado

Adapta esta receta a tu modelo de Thermomix


Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

Valora esta receta: